miércoles, 14 de febrero de 2018

PIEDRASLUENGAS

  
1.Anda la Tierra elegante y refinada,
cubierta de azúcar blanda,
como la nieve dulce, silenciosa y blanca



 
2.A estas alturas de la carretera
se deja ver la Peña Bismo,
aupada sobre una multitud de silencios:
de blancas praderas,
desnudos hayedos,
borrados caminos,
y de negros , muy negros,
precipicios



3. Hay un corzo atrapado en un ventisquero,
nada nuevo, es invierno, no me quejo,
tú tampoco, seguimos, compañero



 
4. Y se rompen las peñas por el medio
antes de llegar a Piedrasluengas.
Lo anuncian y celebran,
no es para menos,
hoy es la capital de las blancas aldeas

lunes, 12 de febrero de 2018

DIGNIDAD, SÓLO DIGNIDAD


Hubo un tiempo en el que el control del mundo se lo disputaban dos imperios estatales, dos versiones del capitalismo enfrentadas entre sí. Eso se acabó con el triunfo de una de las versiones y ahora lo que existe es un único imperio, territorialmente estructurado en provincias, que eso son hoy los Estados, diputaciones provinciales del capitalismo global. Que las provincias compitan, incluso que se maten entre sí, no debilita la estructura del imperio, incluso la fortalece cuando las provincias enfrentadas son periféricas y el imperio se muestra como única fuerza capaz de imponer la paz y el orden.



Creer que por sólo habitar un mismo pedazo de tierra, por mucho que le llamemos “Estado” y lo escribamos con mayúsculas, creer que sólo por eso ya constituimos una comunidad -“nacional” en este caso- es más que un error conceptual, es una gilipollez perfectamente integral, que sólo puede cometer una masa de gilipollas, bien amaestrados por quien se dedica profesionalmente al oficio de producir gilipollas amaestrados, donde sea que esto suceda...sea en Cataluña, en España o en cualquiera de las Coreas. Genéricamente nos consideran “gilipollas” y nosotros genéricamente les consideramos “cabrones”, pero sustancialmente sólo nos diferenciamos en que los gilipollas actuamos en masa, en que no tenemos nombre propio, bueno, en que no tenemos casi nada.

viernes, 2 de febrero de 2018

SI DE LO QUE SE TRATA ES DE NO SUFRIR, LO MÁS CONVENIENTE ES HACERSE EL TONTO O EL CIEGO


El pensamiento conspiranoico triunfa porque la mayoría de los individuos buscamos asirnos a alguna certeza en medio del azaroso y confuso océano en el que se ha convertido el mundo en general y nuestras vidas en particular.

Sin duda contaminado de positiva conspiranoia, constato que el pensamiento dominante es inducido, diseñado para nuestro bien, para evitar el sufrimiento que experimentaríamos si tuviéramos abiertos los ojos, si pudiéramos ver lo que tenemos delante, el futuro que ya está sucediendo. Toda una gran industria de la política y el entretenimiento se ocupa de procurarnos agradables y variadas distracciones, con el fin de evitarnos el mayor sufrimiento posible.